La cortina

0
1149

Mientras un buen número de mexicanos están embebidos con las noticias sobre
los hombres y mujeres implicados en los sobornos de Odebrecht, que según el
‘protegido’ -no de las leyes mexicanas, sino del gobierno federal- implica a varios
polí­ticos de distintos partidos, incluidos del PRI; mientras otros mexicanos, los menos,
consideran que es un excelente distractor para desviar la atención de la realidad que le
está tocando vivir a los de la 4T.
En México y el mundo los comunicadores andan tras la noticia que venda, la que
‘jale’ audiencias y sin dudar el caso Emilio Lozoya vende y vende bien, no solo por los
nombres que ha implicado en ‘las investigaciones’ sino en todo lo que le rodea… pero
pocos se atreven a mirar lo que está detrás de esta cortina, en el escenario del México
corrupto.
En la radio, la televisión tanto nacional como en los espacios virtuales, se han
dado cita polí­ticos y expertos en la polí­tica mexicana y hasta internacional, para hablar
de las denuncias del ‘protegido’ que sin empacho ha traí­do a su escenario a tres
expresidentes y quizá al que se le considera El ‘Gurú’ de la polí­tica nacional, el
expresidente Carlos Salinas de Gortari (1988-1994), cuyo nombre llama la atención en
este show.
Fuera de la ‘Feria de Lozoya’, detrás de la cortina de la corrupción por los dichos
del exdirector de PEMEX, los í­ndices de desempleo nacionales siguen aumentando, con
las consiguientes protestas y la obvia comisión de delitos de quienes no tienen empleo,
ni oportunidad de emplearse en la economí­a informal.
La mala estrategia del presidente López ha provocado gran escases de
inversionistas -nacionales y extranjeros- que prefieren cerrar sus empresas o llevarlos a
otros paí­ses por la falta de apoyo y gran desconfianza en el sector gobierno.
Pese a Lozoya, si hablamos de la Salud Pública, el coronavirus avanza, se detiene,
avanza… mientras se dictan medidas de gobierno que no implican participación directa
con la ciudadaní­a, pero sí­ con el comercio organizado porque hasta los multan, pero no
son capaces de detener a los ciudadanos en las calles, ni siquiera por no traer cubre
bocas.
La Pandemia es aparte. Lo que sigue estancado son las enfermedades como las
que padecen los pacientes de cáncer y enfermedades crónicas degenerativas, sin
importar la edad de los enfermos, siguen agravándose y hasta muriendo por falta de
medicamentos en los hospitales, clí­nicas y centros de salud públicos… También por
falta de dinero para comprar medicinas.
En problema en la inseguridad pública sigue en aumento en todo el paí­s y luego se
lee que hay exgobernadores, caso concreto los dos tamaulipecos que están siendo
juzgados por Estados Unidos por su nexo con la delincuencia organizada… y aparece en
la pantalla de la 4T su artista exclusivo: Emilio L y su Banda.
La Coordinadora Nacional del Magisterio (CNTE) hizo su aparición para exigir a
Educación Pública la asignación de plazas a los egresados de Escuelas Normales, como
lo prometió el presidente López Obrador y Esteban Moctezuma Barragán, titular de esa
dependencia federal, contestó “Existe una ley que estipula un concurso… no puedo
traspasar la ley, debemos ser respetuosos del marco legal…”
Aunque el gobierno hace caso omiso de la asignación de presupuesto para
mantenimiento de los edificios escolares, papelerí­a, material didáctico, artí­culos de

escritorio, etc. Corren la misma suerte cuando las escuelas son ví­ctimas de robos y
saqueos.
Dice Moctezuma Barragán que no pueden “faltar a la ley” pero si desde las alturas
formulan asignaciones de obras y compras sin licitar, que los mismo son de unos
cuantos miles de pesos hasta de millones. Pese a que existe no solo en letra, sino en
instituciones que hablan sobre la transparencia.
Hace unos dí­as escribí­ sobre la expresión del gringo cuando algo no entiende de
nuestro paí­s, dice: “Mi no entender…” y hasta hace la cara de Watt? Bueno pues nos
quedamos con ¿cara?, no… de expresión, cuando nos enteramos de estos ‘pequeños
desaciertos’ de la 4T, pero también es válida la pregunta sobre qué hay detrás de la
cortina llamada Emilio Lozoya.
Incluso hace unos dí­as el ‘copetes a la desgreñé’, Donald Trump, volvió a los
embates contra nuestro paí­s, asegurando que el presidente López Obrador es su amigo y
los mexicanos vamos a pagar su Muro, aunque sea con aranceles en el peaje por
carreteras, dijo el neoyorkino. Lo bueno es que el tabasqueño es su amigo, sino que
friega nos pone.
Finalmente le comento que la reacción de los ‘pitufos’ del PAN fue muy directa
cuando acusaron: “…el exdirector de Pemex se ha convertido en un aliado estratégico
del presidente López Obrador, para denigrar a Acción Nacional, que es la alternativa
frente al fracaso del gobierno morenista, porque saben que nosotros sí­ les podemos
ganar en el 2021”.
¿Sabí­a usted que Morena como partido está sobrepasado de diputados, según la
propia Constitución? ¿Todos los partidos desconocí­an este ‘detallito’, incluido el INE?
“México, creo en ti, como en el vértice de un juramento. Tú hueles a tragedia
tierra mí­a, y sin embargo rí­es demasiado… acaso porque sabes que la risa, es la
envoltura de un dolor callado…” fragmento de la poesí­a México Creo en Ti, del
yucateco Ricardo López Méndez, (1903-1989). Socio fundador de la Sociedad de
Autores y Compositores de México.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here