Correcaminos le gana 1-0 a las Chivas de Guadalajara

La nota se ha leído 2018 veces

Zapopán.- La caída libre de Guadalajara parece no tener fin. Esta noche, Chivas perdió en su casa contra Correcaminos, último lugar del Ascenso MX y pese a que no jugaron muchos de sus estelares, lo único que consiguieron fue que aumentara la presión sobre el club.

El respiro que pudo representar la Copa MX terminó por ser una auténtica noche de pesadilla que se consumó con el solitario gol de Rodolfo Vilchis en la recta final del encuentro para el 0-1 definitivo.

Los aficionados pidieron la cabeza de Tomás Boy al término del encuentro y es que en puerta está el Clásico Tapatío, en donde podría ser su ultimátum.

EL JUEGO

Las últimas semanas no han sido fáciles para Chivas. Las cosas en Liga no les han salido y es por eso que en la Copa buscaron el bálsamo que les diera un poco de oxígeno para trabajar con relativa calma antes de la reanudación del Apertura 2019 y su compromiso contra Atlas en el Clásico Tapatío.

En el papel, Guadalajara era favorito. Se enfrentaba a un Correcaminos que llegaba como el último lugar del Ascenso MX y que pintaba para ser la víctima en la Perla de Occidente. Nada más equivocado que eso.

Los de Tamaulipas apostaron por un partido trabado, se metieron en su propio campo y esperaron que en algún momento les quedara una para hacerle daño a los rojiblancos.

El Rebaño tuvo el balón la mayor parte del encuentro, mas nunca supo qué hacer con él. Careció de profundidad, imaginación y sensaciones de peligro. Cierto es que en su alineación estuvieron ausentes muchas de sus figuras, pero ni siquiera el experimentado Oribe Peralta fue capaz de marcar alguna diferencia y los partidos pasan sin que pueda anotar un gol con el chiverío.

El cuadro de Tomás Boy se insinuaba en el área de los de la UAT; sin embargo, no terminaban por inquietar al arquero Carranza y así, los naranjas completaron la primera parte de la tarea al consumar el par de roscas para irse al descanso.

Con el complemento en marcha, el timonel del redil apostó por darle ingreso a lo mejor que tenía en la banca. Isaac Brizuela y Dieter Villalpando fueron los elegidos para revolucionar a Guadalajara y producir los goles que necesitaban para ganar y afianzarse en la cima de su grupo, pero no fue así.

El cronómetro avanzó y el encuentro se hacía viejo. Todo apuntaba a que la igualada a cero se mantendría hasta el final. Sin embargo, Isaac Vázquez y Rodolfo Vilchis, quienes habían entrado de cambio, se sacaron de la manga una jugada de otro partido para hacer la diferencia.

Vázquez vio venir el esférico de espaldas al arco y de primera intención, tocó de taconazo para habilitar a Rodolfo, quien sin marca se metió al área y doblegó a Toño Rodríguez con un tiro cruzado. ¡Gol de Correcaminos!

El encuentro agonizaba y pese a la necesidad, Chivas no fue capaz siquiera de aproximarse o acariciar el empate. La tribuna comenzaba a impacientarse y el grito de “Fuera Boy” sonaba cada vez con más fuerza.

El silbatazo final llegó y con eso, una sonora silbatina para el Rebaño que hoy está muy lejos de ser sagrado y se encuentra sangrado por su triste presente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here