Cómo hacer un arroz perfecto.

La nota se ha leído 2651 veces

Si se te ha batido el arroz más de una vez o si le ha faltado sabor, no te preocupes. A continuación te compartimos algunos sencillos tips para evitar estos problemas y que te quede un platillo delicioso.

El arroz es un alimento ideal para complemntar nuestros guisados o carnes. Este grano se considera un cultivo básico debido a su importancia en la dieta de los mexicanos, de acuerdo con la Ley de Desarrollo Rural Sustentable.

Sin embargo, su preparación requiere ciertos cuidados, de lo contrario podrías obtener un arroz batido, duro, quemado o sin sabor. Si no se tiene mucha experiencia con este plantillo, no te preocupes, a continuación te compartimos unos sencillos consejos para hacer un arroz perfecto.

Enjuagar el arroz.

Antes de cocinar tu arroz, la revista culinaria Taste of Home recomienda ponerlo un colador de malla fina y enjuagarlo con agua fría. Repite el proceso hasta que el agua salga limpia. De esta manera quitarás el execeso de almidón y el arroz no se volverá pegajoso.

Mide bien la cantidad de agua.

La cantidad de agua con la que deberás cocinar tu arroz depende del tipo de grano. De acuerdo con el sitio gastronomico Delish, se sugiere agregar dos tazas de agua por cada taza de arroz blanco de grano largo, sin embargo, es normal que te tome algunos intentos conseguir la consistencia deseada. Cosidera que el arroz blanco pequeño requiere menos agua. Si aún tienes dudas, revisa las indicaciones en el empaque del producto.

Escoge la cacerola correcta.

Una vez que hayas calculado la cantidad de agua para tu arroz, también debes elegir una cacerola ideal. El medio culinario Fine Cooking aconseja una cacerola con fondo grueso para el arroz de abajo no se queme y cuya tapa ajuste perfectamente para mantener el vapor durante la cocción.

Si la tapa no ajusta bien, coloca un tarpo de cocina limpio entre la tapa ya la cacerola.

Dale sabor.

Si temes que tu arroz quede desabrido, no te preocupes. Delish aconseja añadir sal y un pox de mantequilla al agua para uan mejor sazón. Después agregar el arroz, lleva a ebullición, tapa la cacerola, baja la temperatura y deja que se cocine a fuego lento, durante 20 minutos aproximadamente.

También puedes usar caldo de verduras, pollo u otro tipo de carne en vez de agua. Así el arroz absorberá los sabores de estos ingredientes.

No lo destapes ni lo revuelvas

Estos errores son comunes al momento de cocinar arroz. Según All recipes, si destapas el arroz durante la cocción, se saldra la humedad y quedará seco, además de que tardará más tiempo en hacerse.

Por otra parte, revolver el arroz provocrá que los garnos se peguen y obtendrás un arroz batido.

Déjalo reposar.

Cuando haya pasado el tiempo de cocción, la revista Bon Appétit recomienda retirar el arroz del fuego, destaparlo, colocar una toalla de cocina para evitar que la humendad de la tapa gotee sobre  él, vuelvelo a cubrir y dejalo reposar duarnte 15 minutos. De este modo, tendras una textura uniforma. Despues, solo tienes que esponjarlo con ayuda de un tenedor  y servirlo.

Con estos sencillos tips podrás degustar un rico arroz casero con una textura y sabor ideal. No desesperes si no queda como tú quieres a la privera vez. Con la práctica, perfeccionarás tu forma de prepararlo.

Fuente: eluniversal.com.mx

 

Deja un comentario