Yeidckol golpea a obradorcitas y olvida defender el voto

La nota se ha leído 1715 veces

A  san  AMLO rezando y con el mazo dando, parecen decir los candidatos de MORENA, luego de que  a su dirigente nacional, le interesa más  golpetear a los de adentro, que luchar contra los de afuera.

Y efectivamente, lo único que les queda al amplio movimiento ciudadano morenista en Tamaulipas, es encomendarse a la marca, por la cual votaron más de 30 millones  de mexicanos. El único estandarte y último bastión que tienen para inspirarse en el triunfo, es su líder real Andrés  Manuel  López  Obrador.

 Este fin de semana se dieron cuenta, o mejor dicho confirmaron sus sospechas: a su dirigente Yeidckol, no le interesa  en lo más mínimo, lo que les pueda suceder. Y por la forma en que se portó en su reciente visita a nuestro estado, la señora dirigente está  preparando ya, desde ahora, un escenario, donde, va a ser la primera en aceptar la derrota, sin atraverse a pelear ante los tribunales.

    Pareciera que por ahí viene la cosa. Además, por lo  que se ve, la Polenvski pretende culpar a la disidencia interna, en caso de darse una debacle. Aunque eso nadie se lo va a creer.

   Pero no todo está dicho, pues  si el Presidente AMLO así lo decide, por encima  de Polevnski, la democracia tamaulipeca, va a brillar. Y se harán las cosas, como Dios manda.

  Pese a que la señora Yeidckol le dio la espalda a sus 22 candidatos de mayoría y a los plurinominales, en su lucha por el Congreso local, miles de ciudadanos de los distintos rumbos y regiones del estado, siguen apostándole  a la marca  AMLO.

   Esperemos que esto  sea suficiente, porque, durante la reciente visita  de la señora Polevnski a Tamaulipas, quedó claro que, en lugar de tener en ella, a una aliada, los morenistas, tienen a una  Lady Macbeth, dispuesta a sacrificarlos política y electoralmente hablando.

 Su entrada en una camioneta, (¿blindada?) abriéndose paso entre la concurrencia, de manera ostentosa. Y  una cultura de las escoltas, que ni siquiera  el Presidente de la república Andrés Manuel López  Obrador ha usado en sus giras, muy al estilo de los viejos jefes  de Los Pinos,  nos provocaron a  muchos un deja vu, o lo que es  lo mismo, la sensación de que ya habíamos visto eso antes.

     De acuerdo a un acucioso análisis, la señora Polevnski vino a Tamaulipas, para ajustarle  las cuentas a la disidencia morena, a la cual  no se cansó de golpetear, durante más del sesenta por ciento de su mensaje.

 Describe a sus disidentes internos,  como muy pequeños, pero por el tiempo que les dedica, en sus rabiosos ataques,les da un trato de gigantes.

   Pareciera que, YP trae una terrible fijación y de que las críticas y reclamos que  le han formulado, imputándole su  falta de apertura  democrática  en MORENA,  le pesan mucho psicológica y políticamente,  a tal  grado que  está colocando este asunto en su agenda, como un punto de primer orden.

  En el otro extremo,  doña Yeidckol, sigue dando palos de ciego, pues después de su intempestiva y fugaz visita, este fin de semana, a los morenistas  tamaulipecos, les quedó la sensación de que, no los defendió en la lucha solitaria que sostienen  a favor de  la democracia, y  de heroica resistencia, ante el adversario panista.

Definitivamente, madame Polevnski  dejó grandes lagunas  temáticas sin cubrir. De plano, Yeidckol escurrió el bulto, y se hizo la despistada.

  Por otra parte,  nos parece un verdadero contrasentido, que, una dirigente nacional de su talla, como  jefa del partido en el poder,  llegue a una entidad como la nuestra, y en lugar de aplicarse defender al Presidente AMLO ante los ataques  de la ultra derecha, pues  se dedique con todo furor a lanzar  chillidos estridentes contra una de las alas morenistas  que le está disputando el Comité ejecutivo  en el país.

  La tamaulipeca es una sociedad  politizada, no es una sociedad de chismes políticos y de desahogos  o de berrinches. Los tamaulipecos nos merecemos  un discurso de mayor nivel, y no de rabietas  banales que a nada conducen.

  Por otra parte, el discurso político  de Polevnski dejó mucho que desear. Por momentos, nos pareció que doña Teidckol nadó de a muertito, y  siguió  al pie de la letra  la máxima  de calladita  te ves más bonita.

 Teníamos fe en que, durante su visita por el estado, echaría por tierra, toda la sarta de sospechas en la que se ha visto envuelta, hablando de la actual lucha por el poder, por el Congreso local, pero lejos de cumplirse nuestras esperanzas, confirmamos que, en los  terremos de doña Polevnski, algo huele a podrido  en Dinamarca.

——POLEVNSKI  Y  ADRIÁN——-

 Dentro de la gira  que llevó a cabo por Tamaulipas, la dirigente nacional Yeidckol Polevnski reconoció publicamente, nos dicen, que el alcalde de Madero, Adrián Oseguera  Kernión, es el mejor calificado por su gestión al frente del cabildo.

  Posteriormente,  Polevnski se reunió  en privado con Oseguera. Trascendió que, entre otras cosas lo felicitó  por  la proyección que le está dando a este municipio, en  el rubro turístico, y en el tema petrolero.

 Entre otras actividades, se destacó el hecho de que el alcalde maderense,  gestionó y organizó exitosamente, el reciente sorteo de la Lotería  Nacional.

 Finalmente ambos, coincidieron, en seguir apoyando  la cuarta transformación obradorista.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here