Policías detienen a reportero por grabar accidente vial donde participo una mujer policía.

La nota se ha leído 2713 veces

El policía sin el cubrebocas el cual no quiso dar su nombre ni se quiso identificar, ordenó a los otros compañeros policías detenerlo y arrebatarle la cámara y celular para borrar todas las evidencias y rostro del policía prepotente, pero el reportero se negó, pues alegaba que el no estaba interfiriendo en la conversación, que él estaba haciendo el trabajo como reportero del medio al cual trabaja.

Por Bernardo De la Rosa La Región.Mx/Tamaulipas.

CD.VICTORIATamaulipas .-Por grabar un accidente automovilístico un reportero de un medio de comunicación de ciudad Victoria fue detenido por policías estatales, para borrar e intentar ocultar el reporte fotos de una mujer policía involucrada en atropellamiento a un motociclista de comida rápida.

Los hechos ocurrieron la noche del miércoles, en la Avenida Familia Rotaria, donde el reportero transmitía en vivo para redes sociales (Facebook) del medio al que trabaja.

En el accidente el repartidor de comida no resultó herido de gravedad, pero el reportero se mantuvo en la escena para grabar el momento en el que las autoridades junto con los participantes llegaban a un acuerdo.

Al estar grabando los hechos y a los participantes del accidente junto con dos elementos de tránsito, unos policías iniciaron a cuartar a libertad de expresión, por lo que le pidieron al reportero que no podía tomar  fotos ni grabas a los afectados del accidente porque era una conversación privada, -(el reportero estaba a una distancia donde la conversación no se escuchaba)-, pero el policía sin cubrebocas insistía de no se podía acercarse y mantuviera  fuera de otro camellón, por lo que el reportero les dijo que no estaba cerca, ni estaba dentro de la conversación “privada”  entre la mujer policía y el motociclista atropellado.

Ante la negativa del reportero, él sigo grabando a una distancia considerable de mas de  6 metros, los policías  lo amenazaron con detenerlo si no acedia a las órdenes que ellos le decían.

El policía sin el cubrebocas el cual no quiso dar su nombre ni traía idenificación en su uniforme, ordenó a los otros compañeros policías detenerlo y arrebatarle la cámara y celular para borrar todas las evidencias y rostro del policía prepotente, pero el reportero se negó, pues alegaba que el no estaba interfiriendo en la conversación, que él estaba haciendo el trabajo como reportero del medio al cual trabaja.

Al ponerse el reportero, los tres elementos de la policía los someten, para arrebatarle el celular y borrar toda evidencia del accidente, pero no lo lograron, ya que la culpable fue una mujer policía que estaba en descanso, pero con presuntos efectos etílicos, los policías estaban protegiendo a la mujer policía y borrar evidencias, para después tratar de culpar al motociclista afectado.

 

LOS POLICÍAS PREPOTENTES Y ABUSIVOS Y EL REPORTERO A DISTANCIA.

*.- Dos policías no contaban con cubrebocas, como lo establece y exige la Secretaria de Salud y coepris y lo recomienda el Gobernador de Tamaulipas por la grave pandemia del Coronavirus que azota a Tamaulipas.

*.- El reportero estaban a una distancia aceptable, sin interferir en la conversación, pero  fue agredido y cuartada su libertad de trabajo, de trasmitir y reportar una accidente en vial pública.

*-.- Los elementos de la Policía estaban protegiendo a una mujer policía, pues se presume que anda bajo los efectos de mareros por bebidas, por lo que intentaban culpar a motociclista.

Ante la negativa de retirarse, varios policías lo sometieron en el piso y esposan

De acuerdo a los hechos sucedidos y abuso policiaco, el reportero de nombre Osberto Vera Quintero trabaja como reportero en periódico el cinco, la actuación policíaca contra su reportero se debió a que la mujer que impactó al repartidor de comida es policía, aunque al momento del accidente estaba en descanso.

En el accidente la oficial intentó convencer al repartidor de comida de que el accidente fue culpa de él, por lo que el repartidos lo negó.

El reportero Osberto Vera fue puesto a disposición de un juez calificador quien determinó que no se acreditaba el desacato alegado por los policías y lo dejó en libertad durante la madrugada de este jueves.

Periódico 5inco y reporteros de Tamaulipas condenamos el abuso y prepotencia de autoridad por parte de los policías estatales de Ciudad Victoria y de otros municipios en contra de reporteros de los diversos medios de comunicación.

Durante el trayecto el reportero fue golpeado y torturado verbal y psicológicamente por los policías que lo llevaron a las celdas, por su parte la mujer policías no fue detenida ni esposa por sus compañeros.

Los a las autoridades o funcionarios públicos deben de ser responsables de sus actos, y responder a ellos sin cometen algún delito menor o mayor.

RESPETO A LA LIBERTAD DE EXPRESON DE UN PERIODISTA O REPORTERO DE CUALQUIER MEDIO DE COMUNICIÓN EN TAMAULIPAS Y MÉXICO.

Sobre la libertad de expresión, la Constitución Política Mexicana refiere en su Artículo 7 que “es inviolable la libertad de difundir opiniones, información e ideas, a través de cualquier medio”.

“No se puede restringir este derecho por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares, de papel para periódicos, de frecuencias radio eléctricas o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios y tecnologías de la información y comunicación encaminados a impedir la transmisión y circulación de ideas y opiniones”, agrega.

Asimismo, señala que ninguna ley ni autoridad puede establecer la previa censura, ni coartar la libertad de difusión, que no tiene más límites que los previstos en el primer párrafo del Artículo 6 de la Constitución.

De acuerdo al Código Penal Federal, son delitos federales los actos dolosos contra la libertad de expresión y el periodismo y con penas mayores para servidores públicos.

“No se puede restringir este derecho por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares, de papel para periódicos, de frecuencias radio eléctricas o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios y tecnologías de la información y comunicación encaminados a impedir la transmisión y circulación de ideas y opiniones”, agrega.

Asimismo, señala que ninguna ley ni autoridad puede establecer la previa censura, ni coartar la libertad de difusión, que no tiene más límites que los previstos en el primer párrafo del Artículo 6 de la Constitución.

De acuerdo al Código Penal Federal, son delitos federales los actos dolosos contra la libertad de expresión y el periodismo y con penas mayores para servidores públicos.

“Se aumentará la pena hasta en una mitad cuando además el delito sea cometido por un servidor público en ejercicio de sus funciones o la víctima sea mujer y concurran razones de género en la comisión del delito, conforme a lo que establecen las le yes en la materia”, detalla el Código.

Deja un comentario