Qué comer en la Fase 3 según la UNAM

La nota se ha leído 3013 veces

La UNAM recomienda mantener un estado de ánimo positivo ya que de esta manera el sistema inmune contará con mejores armas para proteger al cuerpo.

México.- Derivado de la declaratoria de la Fase tres en México, es importante que la población mantenga una alimentación óptima para que las defensas del cuerpo puedan resistir un probable contagio. Es por ello que Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) ha enlistado algunos de los alimentos que se deben de consumir para ayudar a reducir el riesgo de contagio.

Carlos Rosales Ledezma, investigador titular del Instituto de Investigaciones Biomédicas de la UNAM señaló que esta nueva etapa implica una mayor transmisión del virus por lo que es necesario reforzar las medidas que permitan evitar los contagios.

El experto señaló que aumentar el consumo de frutas, verduras y agua además de reducir el consumo de alcohol y tabaco, ayuda a proteger al sistema inmunológico y lo prepara para responder a cualquier ataque infeccioso.

Además de la alimentación que debe ser de excelente calidad, la UNAM recomienda mantener un estado de ánimo positivo ya que de esta manera el sistema inmune contará con mejores armas para proteger al cuerpo.

La UNAM explicó también que para tener mejores defensas es necesario hacer ejercicio y seguir las recomendaciones lanzadas por la Secretaría de Salud, así como extremar las medidas de higiene. Según han explicado personas expertas en salud, durante la Fase tres del coronavirus se espera el aumento de los casos, lo que podría ocasionar la saturación del sistema de salud en México.

Pero si las personas cumplen con las medidas recomendadas se podrá lograr que la infección crezca de manera lenta, lo que ayudaría a que todas las personas sean atendidas.

Desde el 6 de abril, Sana Distancia, una heroína creada por la Secretaria de Salud, presentó qué comer frente al coronavirus:

– Incluir frutas y verduras, cereales, leguminosas y alimentos de origen animal
– Evitar productos con altas cantidades de sal, azúcares y grasas
– Servir porciones pequeñas y no comer de más
– Incluir verduras y frutas frescas en cada comida
– Beber dos litros de agua simple y evitar refrescos, jugos y aguas frescas con azúcar

Deja un comentario