¿Cómo saber si eres adicto a la masturbación?

0
2068

La masturbación tiene muchas ventajas y es buena para la salud, pero en exceso puede ser nociva

Ciudad de México.- La masturbación es un acto natural que tiene múltiples beneficios para la salud mental, fí­sica y emocional; por ejemplo: masturbarse dos o tres veces por semana ayuda a reducir los niveles de estrés y a dormir mejor. Sin embargo -como en todo- las conductas extremas pueden resultar nocivas para quienes la practican.

En el caso del actor de autocomplacerse sexualmente, se puede considerar que existe una compulsión o adicción a masturbarse cuando la persona en cuestión necesita masturbarse en cualquier momento del dí­a y sin importar el lugar; también se considera que existe una conducta perjudicial cuando alguien utiliza de esto para eliminar alguna otra respuesta como el hambre o el sueño.

Es común que las personas tengan sexo o se masturben para relajarse luego de un dí­a largo o estresante, no obstante, se puede considerar patológico cuando la abstinencia en sí­ genera las acciones que originalmente eliminaba.

En otras palabras, los expertos consideran “normal” que una persona se relaje después de un orgasmo, pero no tanto si sienten estresados o molestos por no tenerlo durante algún tiempo o bien, por no poder satisfacer su deseo en el momento exacto en que lo sientan.

Consecuencias de la adicción a masturbarse

* Sí­ndrome de abstinencia: igual que sucede con otras adicciones, la falta del estí­mulo obtenido con el sexo puede generar ansiedad, nerviosismo, , jaqueca, insomnio, temblorina ataques de pánico.

* Impotencia sexual: las personas que padecen adicción a la masturbación pueden experimentar dificultades para excitarse o tener orgasmos al estar con otra persona.

* Eyaculación precoz: por el constante estí­mulo al que está expuesto el pene durante la masturbación, las erecciones pueden volverse poco potentes o bien, terminar demasiado pronto.

* Anorgasmia.

* Incapacidad para relacionarse: sucede también con otras adicciones, pero en este caso puede volverse aún más acentuado el problema para socializar o estar con más personas pues quien padece el problema se aí­sla para complacerse.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here