¿MORENA y la “delgada”….línea obradorcita?

La nota se ha leído 1009 veces

Me pregunto, ¿Por qué desde Palacio Nacional no han reconocido el triunfo de Porfirio Muñoz Ledo, ante Mario Delgado? Olvídense de los vericuetos técnicos y estadísticos, y de que Porfirio haya ganado por un pelo de gato la contienda interna. Finalmente según tengo entendido, una encuesta no se mide en porcentajes, sino en votos. Y el porfis ganó. Pero….¿que es lo que ocurre? 

 Sucede que el mismo que ordenó la encuesta para decidir al próximo dirigente, es el mismo que ahora busca un tercer sondeo, en el cual seguramente se buscara que salga arriba el Presidente de la Cámara Baja. Y es que Mario Delgado le acaba de rescatar a AMLO la lana de 109 fideicomisos, cuyos recursos ascienden a más de 68 mil millones de pesos. 

Durante la Colonia, un virreynato se conseguía por dos vías: comprándoselo a la corona o bien por la vía de amigos o familiares. 68 Mil millones es un buen precio, para llegar a la dirigencia de MORENA en el país. 

 Delgado y su raza legislativa, aprovecharon las horas de la madrugada para aprobar una ley polémica, y que en el futuro podría equiparse a los excesos de la reforma energética de Enrique Peña Nieto. El asunto no es menor, pues están desmantelando un engranaje de dinero fresco, que a final de cuentas no se sabe a donde irá a parar. Y por el momento, lo único que se sabe es que, toda esa lana, estaba en manos de la corrupción, así de abstracto. 

 Y nadie duda que algunas de esas ínsulas presupuestales estuviesen sirviendo a parásitos del presupuesto. Pero me parece que, en en ese arrasamiento se están llevando también entre las patas a grupos de mexicanos honestos, que sí estaban desquitando los recursos insertos en dichas fórmulas del financiamiento público. Entre ellos, indudablemente hay investigadores, deportistas, artistas, y hasta grupos sociales beneficiarios de los llamados programas de emergencia, destinados a damnificados de desastres naturales. 

 En una de estas trincheras, fue colocado por cierto el tamaulipeco Rodolfo González Valderrama. El sociólogo tampiqueño tiene la misión asignada por su jefe y amigo, el Presidente AMLO, para que justifique, escarbe y exhiba las corruptelas que existían antes en algunos fideicomisos hoy desaparecidos. En su habilidad para exhibir el lodazal residirá tal vez, la posibilidad de que Rodolfo le demuestre al Presidente, que tiene agallas para ser el próximo candidato al primer cargo político en nuestro estado. Será una buena prueba para saber de que está hecho. Ya lo veremos. 

Resulta obvio que, bajo esta estrategia, Rodolfo está siendo colocado por AMLO en una línea donde va de la mano con Mario Delgado, y sus aspiraciones a dirigir MORENA. 

De golpe y porrazo, Rodolfo es anti porfirista, y se encuentra perfilado en esa carambola de tres bandas, donde convergen los intereses de Marcelo Ebrard, de Ricardo Monreal, y del mismo González Valderrama, en su proyecto de convertirse en el candidato a la gubernatura de Tamaulipas.   

  Sin embargo, llegado el momento, González Valderrama tendrá que luchar para abrirse paso en el equipo de un Mario Delgado donde un Erasmo González Robledo siente que trae el boleto mayor, y naturalmente querrá que el tampiqueño se vaya a la cola de los afectos. Obviamente, Rodolfo puede presumir que trae el fierro del Presidente, pero ya en esos niveles, todos presumen de su cercanía con AMLO. 

 Otro de los obstáculos que dicho grupo enfrentará, es que aun y cuando ganase Delgado la tercera y terca encuesta, el Comité Ejecutivo Nacional de MORENA va a quedar copado por la corriente de los puros o de los duros, capitaneada por la matriarca Bertha Luján Uranga, y por poderosos personajes como Gabriel García, entre otros. La nueva Secretaria General, Citlali Hernández, ganadora de la encuesta. es de esa poderosa facción. Y si le agregamos que el Consejo nacional está en manos de Bertha Luján, entonces eso equivale a un CEN moreno acotado. Eso en caso de que ganase Mario. 

 O sea, que para quienes piensen que la tercera encuesta dará fin a la contienda interna, están equivocados, pues la guerra por el poder, apenas empieza.  

En fin, tal y como ahora se debaten, en el ring MORENO, las disputas por el control del partido, y por los proyectos futuros en las entidades federativas, se tornan muy interesantes. 

 Aquí en Tamaulipas, hasta ahora el grupo fuerte es el que respalda a Bertha Luján. De llegar Mario tendría que darse necesariamente un diálogo o una negociación, entre las élites obradoristas-morenistas, dado que, en el momento en que los maristas buscasen desmantelar la actual estructura, habría serios problemas. 

 Así de complejo es el universo de la 4T tamaulipeca, y no es muy diferente en el resto del país. 

 Buen fin de semana, y ahora es cuando chile verde , le han de dar de dar sabor al caldo…hijos de la…. tercera encuesta. 

 

Deja un comentario