Desde esta Esquina

La reforma educativa de AMLO.

 Creo, estoy convencido, buena parte de la población mexicana desea, aspira, a que efectivamente la educación sea una palanca del desarrollo del pueblo; para ello, obvio, se necesita que la nueva reforma educativa incida en el proceso aprendizaje. Queremos que ya no nos tachen de ser un país de reprobados en español, matemáticas, física y química. Queremos, deseamos, que eleven el promedio de estudios del mexicano.

Creatividad y coraje.

Los líderes priistas fueron acostumbrados a operar con dinero. Así fue como, en otros tiempos, ganaron elecciones y hasta carro completo. No se acostumbraron a luchar, a pelear, solo a dominar, a imponer con los recursos del poder. Así, cuando no los tienen, tan simples que sentirse desposeídos, sin nada. Tuvieron identidad, si, con el poder, por eso, cuando ya no lo tienen, lo buscan en otros lados… traicionan, dirá Guajardo Maldonado.

Ciudadanos no saben jugar a la democracia.

Hay un detalle: partidos y candidatos violan, en más de una ocasión, una regla del juego. Como esa de que Maki Ortiz asistió a un evento partidista siendo Presidenta en funciones y solo se le amonesto; o que el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, igual fue a Llera, a Tula, y a otros lugares.

Educación: borrón y cuenta nueva sexenal.

Elba Esther fue, es y seguirá siendo, el símbolo de la corrupción en la educación. Por eso se veía como un obstáculo para una reforma que, en principio, tendía a que el Estado retomara la rectoría educativa. Hoy, Elba Esther, se regocija con el anuncio de que se derrumbó la reforma educativa y es que, ya Andrés Manuel López Obrador advirtió que se va a derogar: ¿regresara la venta de plazas? ¿La herencia de plazas a los familiares?

Venderse bien en política.

La Secretaria Electoral del PRD acaba de elaborar un balance de la elección, con miras a una reorganización. Sentencian que fue un error la coalición con el PAN; que los números muestran que salieron perdiendo porque, no es fácil, instrumentar el voto cruzado. Da cuenta el informe de como perdieron voto duro, no tuvieron voto útil y lo más dramático, para ellos, es reconocer que también fracasaron los gobiernos perredistas en funciones.

Presumir la encuesta.

De la campaña presidencial no tenemos la menor duda de cómo va la carrera, puesto que todas, pero todas las encuestas colocan como puntero a Andrés Manuel López Obrador; y en el caso de los candidatos a senador, las encuestas provienen del PAN, el puntero es Ismael García Cabeza de Vaca y si de MORENA el bueno es Américo Villarreal Guerra. En tanto, en las redes sociales, unos y otros se desgarran las vestiduras por su candidato.

Sentencia gürtel.

En aquella época, llegue a preguntarme: ¿Cuándo veré esto en México? Hoy, ya con más años, estoy convencido de que no será en mi vida; y es que, todo hace indicar, en México en lugar de avanzar vamos hacia atrás: ya ni comparecencias del Presidente de la Republica hay en el Congreso para entregar su Informe Presidencial: se cancelaron cuando dieron inicio las interpelaciones y conatos de broncas. Ahora, solo ahora, el Presidente va a rendir protesta como Presidente.

Sociedad dividida.

La sociedad puede estar dividida en función a los partidos políticos según su tendencia; en algunos lugares son de izquierda y derecha; en otros, hay de centro derecha o centro izquierda; en tanto que, en otros países, puede haber otras etiquetas como Partido Laborista o en México el Partido Verde. La cuestión es que, la pertenencia o simpatía a uno u otro, genera una división que, en términos teóricos, debe concluir al finalizar la elección.

Corrupcion y cinismo.

En Tamaulipas cuando fue gobernador Manuel Cavazos Lerma ofreció, una y otra vez –en campaña y al inicio de su gobierno-, que daría muerte, acabaría con el monstruo de las mil cabezas, es decir, con la corrupción. Al paso de los días, semanas y años de su gobierno, las evidencias mostraron que no pudo, al grado que su sucesor, metió en prisión a Pedro Carrizales, uno de sus Secretarios predilectos, y al llegar a prisión declaro: “yo no me mandaba solo”.

Cada sexenio un peor presidente.

México Social es un programa del Canal 11, se trasmite el martes a las 22 horas, dirigido por Mario Luis Fuentes. Es un dialogo abierto, explican, con académicos, servidores públicos, legisladores, líderes sociales e integrantes de la sociedad civil. En su edición del pasado martes el dialogo fue con Miguel Carbonell: fue claro, conciso, objetivo. Explico destalles del debate, los fue explicando relacionándolos con el contexto social, económico y político actual.

Gobernantes que nos merecemos.

He sido testigo de los debates presidenciales anteriores. Quiero dejar constancia que cuando vi, por ejemplo, los de Hilary Clinton y Donald Trump, pensé que en México estamos muy lejos, muy lejos aún, de aproximarnos más a una práctica más democrática. Me acorde, también, de Cuadri y la edecán. Pero ahora el formato fue diferente, si acaso, el hecho que en algunas ocasiones el candidato no daba respuesta puntual a la interrogante planteada.

600 mil votos.

Esa es la tarea que tienen Antonio Leal Doria y Enrique Torres Mendoza, el primero Presidente del Consejo Estatal y el segundo Presidente del Comité Estatal. No es fácil, obvio, si recordamos que en la elección del 2016 el candidato a gobernador obtuvo 32 183 votos y los candidatos a diputado local obtuvieron, entre todos, 57126 votos, es decir, en total un poco más de 90 mil. En pocas palabras hay que sacar 5 veces más esa cantidad.

El operador de Xico.

En fin, en la conversación fue contundente: Xico va a ganar y se extendió dando largas explicaciones que, además, están a la vista para las personas que están medianamente informadas del acontecer político. En fin, Peña da una visión contraria a quienes afirman que Xico fue enviado a la contienda para perder frente a Oscar Almaraz. Y lo hace, con datos que son innegables. ¿Esta echada la suerte de Oscar Almaraz?

La joya de la corona.

Y desde un principio el gobierno estatal dejo en claro que, ahí, debía prevalecer el trabajo del gobernador. Por eso, desde un principio, se orquesto una operación para ningunear, disminuir, la presencia de la alcaldesa Maki Ortiz; al grado que la amonestaron, a sus colaboradores los fincaron juicios y le sacaron trapitos, trapos y trapotes al sol. Sin embargo, pese a eso, no logran disminuir la presencia de Maki, al grado que envalentonada por las encuestas se registra como precandidata, para reelegirse como alcaldesa.

Yahleel: valor generacional.

Se entiende que cada candidato daba un informe o hace comentarios y sugerencias. Y ella, ahí, externo que su equipo de comunicación le recomendaba que, para nada, mencionara a Enrique Peña Nieto ni al gobernador Egidio Torre Cantú

E orgullo de mi nepotismo.

Por un lado el actual gobernador de Veracruz Miguel Ángel Yunes, el adalid del combate a a corrupción, tiene todo listo, preparado, para que su hijo Miguel Ángel Yunes Márquez, actual alcalde de Boca del Rio

PRI: cambio generacional.

Una sorpresa, también tremenda, es que se registró la precandidatura a la diputación federal por el 5 distrito Alejandra Cárdenas Castillejos, la actual sindica en el cabildo capitalino. No sorprende, por otra parte, que aparezca el apellido Cárdenas: se había especulado el nombre de Enrique Cárdenas, pero este siempre dejo en claro que solo deseaba la candidata a la senaduría. En fin, Alejandra es parte de una familia cuya participación política es innegable: Su abuelo alcalde, senador y gobernador.

Manipulacion ciudadana.

Los partidos políticos tienen una ideología y, en teoría, esa ideología es el instrumento para integrar a los ciudadanos. Sin embargo, si observamos los hechos en el escenario político, nos damos cuenta de algo indiscutible: los políticos no tienen ideología, solo tienen intereses vinculados con el poder político. Así, brincan de un partido a otro, como el senador Lozano, panista, que se fue al PRI o la senadora Cuevas, panista, que se fue con MORENA.

Fama pública: IETAM, Consejeros Y El PRI.

Cuando Alejandro Torres Mansur incluye el término de “fama pública” me acorde del libro “Las relaciones peligrosas”, para otros amistades; un libro epistolar de dos miembros de la nobleza francesa del siglo XVIII. En el libro, una joven muestra interés por un hombre, quien tiene fama de ser mujeriego… y que, aunque diga que ya no lo será, tiene esa fama, le advierten a la joven enamorada.

Huérfano de poder.

Si hacemos caso a la historia política mexicana, desde que se fundó el actual PRI, el partido en el poder, en la práctica, no ha tenido poder. Nació en el poder; como un instrumento de quienes tenían el poder, los generales de la revolución, para ejercerlo sin cortapisas; sin que provocara, entre ellos, pleitos –revueltas, rebeliones y asonadas-, porque se estaban autodestruyendo.