El abtencionismo

La nota se ha leído 871 veces

Aunque el fenómeno del abstencionismo siempre ha estado presente en todas las elecciones, todo parece indicar que en esta ocasión podría ser muy alto no sólo por la falta del contacto directo entre candidatos y votantes a causa de las restricciones que se han anunciado para frenar la propagación del coronavirus, sino también por el número de partidos políticos nacionales y regionales que participarán en el proceso electoral del próximo domingo 6 de junio.

          En las encuestas que se han hecho hasta el momento, destaca el hecho de que un alto porcentaje de las personas consultadas ha dicho que no participará en la contienda electoral del próximo 6 de junio, cuya respuesta debe ser tomada muy en cuenta por los estrategas de los partidos políticos.

          Si bien es cierto que la falta de interés ciudadano podría ser porque apenas se están dando a conocer los nombres de quienes contenderán, hay nominaciones que han sido sumamente críticas porque son los mismos de siempre, sin dejar de señalar que algunos han sido derrotados con anterioridad y siguen desplazando a otros militantes que nunca han recibido ninguna oportunidad.

          También hay que tomar en cuenta la dispersión del voto que seguramente se registrará con la participación de los 10 partidos políticos nacionales, además de los regionales que participan en otras entidades federativas.

           Seguramente está situación podría cambiar cuando comiencen las campañas electorales en abril próximo, sin embargo, no se puede dejar de soslayar que no serán igual porque están prohibidos los mítines políticos tanto en el arranque como en el final.

          Lógicamente, que los estrategas de los partidos políticos buscarán otras opciones para conquistar las preferencias electorales de las y de los votantes, por lo que desde ahora se preparan varias estrategias para promover a sus candidatas y candidatos, privilegiando el uso de las redes sociales.

          Es por eso, que el fenómeno del abstencionismo se puede vencer con creatividad e ingenio, pero no será nada fácil porque la sociedad mexicana está más preocupada por evitar ser contagiada por el coronavirus y de sobrevivir a la crisis económica que se registra en el país.

          Y hablando de la crisis económica, nada ha dicho la flamante titular de la Secretaría de Economía (SE), Tatiana Clouthier Carrillo, del encarecimiento de la canasta básica, puesto que día a día suben los precios de los alimentos, como es el caso del huevo, carne, pescado, pollo, legumbres, frutas, entre otros.

          La “Tía Tatis”, como se le conoce cariñosamente a la señora Clouthier Carrillo, no ha logrado frenar el encarecimiento del gas doméstico que amenaza con generar el aumento de otro alimento básico en la dieta de la sociedad mexicana, es decir el precio de las tortillas.

          Podrá argumentar que no hay nada que justifique estás alzas, sin embargo, las amas de casa viven a diario la zozobra de que podrán comprar con el gasto familiar si a diario se encarecen los alimentos.

          No se descarta la posibilidad de que le eche la culpa a los “voraces” comerciantes, pero en realidad la economía familiar va de mal en peor, sobre todo cuando cientos de papás y mamás han pedido sus empleos por el cierre de negocios a causa de la pandemia del coronavirus.

          En temas más amables, la implementación que hizo el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Arturo Herrera Gutiérrez, conocida como bancarización para que los paisanos depositen sus remesas en el Banco del Bienestar desde Estados Unidos, beneficia en forma directa a sus familias que podrán ahora recibir las remesas sin ninguna dificultad, pero también se desecha por completo la propuesta de reformar la Ley del Banco de México (Banxico) que aprobó el Senado de la República, por lo que ahora se conoce popularmente como la Ley Monreal.

          Herrera Gutiérrez explicó que los migrantes mexicanos podrán abrir sus cuentas en el Banco del Bienestar en forma remota desde Estados Unidos con la matrícula consular o el pasaporte expedidos por la secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), además de que Banxico implementará disposiciones generales para que las instituciones financieras puedan recibir sus divisas en el Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado (INDEP).

          Además, los paisanos tendrán ahorros porque dejarán de pagar más por enviar sus divisas a las familias que tienen en México, además de otras ventajas que tendrán con la llamada bancarización.

          No fue nada fácil desechar la llamada Ley Monreal porque fue un capricho del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien argumentó que buscaba beneficiar a las familias de los migrantes que reciben sus remesas, pero el costo era mucho mayor porque propiciaría el lavado de dinero a través de Banxico, según expertos financieros.

Correo electrónico: jagovea_53@yahoo.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here