Las preguntas que López-Gatell evadió

La nota se ha leído 1561 veces

El subsecretario de Salud resalta logros y justifica cifras porque hubo décadas de abandono en el Sector Salud, en materia presupuestal y de infraestructura

Exceso de ineptitud” “Exceso de soberbia”, fueron las leyendas dentro de dos octágonos similares al etiquetado de advertencia que terminaron por reventar la comparecencia del subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, ante la Comisión de Salud del Senado de la República; sin embargo, seis cuestionamientos sobre la pandemia de covid-19 que le hizo la senadora Lilly Téllez fueron los que elevaron la presión al máximo durante la sesión.

Este lunes, el subsecretario López-Gatell fue cuestionado durante cuatro horas por integrantes de la Comisión de Salud del Senado de la República, quienes pusieron en tela de juicio la manera en que ha manejado el combate al virus Sars-CoV2 en el país, con 83 mil 945 muertes y 817 mil 503 casos confirmados.

Lilly Téllez, senadora del Partido Acción Nacional, fue quien logró contrariar al subsecretario, a quien le entregó un bastón el cual le dijo que era su cetro, por ser “pequeño virrey de las camas vacías y de los muertos en casa”.

 

Desde que arribó al estrado, la legisladora le dijo a López-Gatell que no era bienvenido, que si estaba ahí ante el Senado es porque prácticamente lo forzaron a ir para que rindiera cuentas. Entonces, en tono fuerte y crítico le hizo siete cuestionamientos concretos que calentaron los ánimos en el recinto.

“¿Por qué no se hicieron el número de pruebas diagnósticas que se hicieron en otros países?”, fue el primer cuestionamiento que lanzó Téllez, quien recordó que la Organización Mundial de la Salud sostiene la necesidad de hacer test a la población.

Ella le dijo a Gatell que no respondiera, que lo iba a hacer por él, ya que si hizo pocas pruebas fue por quedar bien con el presidente Andrés Manuel López Obrador y por eso le ofreció manejar la pandemia a bajo costo. “Usted, doctor López Gatell, es la encarnación de ese dicho popular, lo barato sale caro”, destacó.

Le preguntó también por qué México tiene una tasa de letalidad de 10.3%, la más alta a nivel internacional, por encima de la de otros países con más casos y muertes como Estados Unidos, India y Brasil que tienen una letalidad de alrededor del 3%.

El tercer cuestionamiento fue por el subregistro en contagios y muertes por coronavirus, ya que los datos más cercanos a la realidad se podrían conocer hasta 2022 cuando el Instituto de Estadística y Geografía (Inegi) los cuente, ante los gestos que hacía López-Gatell desde su lugar, Téllez le dijo: “No ponga cara de sorpresa que son sus propias palabras.

“Si hacemos caso a lo que usted le dijo a The Economist la cifra negra es de 8 veces más contagiados, es decir, ya deberíamos de estar en 6 millones de casos, ¿sigue usted con ese estimado? ¿Ya cambió su opinión, le mintió a The Economist y le dijo la primera cifra que se le vino a la cabeza?”, cuestionó la legisladora panista.

Otra pregunta que incomodó al subsecretario López-Gatell fue: ¿por qué si se ha dicho que las pruebas no son importantes, a los funcionarios del gobierno sí se les han hecho, mientras que los mexicanos tienen que llegar prácticamente muriéndose para que se las hagan?

Aunque no fueron cuestionamientos, Téllez hizo otros dos señalamientos; que en México se manda a su casa, sin prueba, a uno de cada tres pacientes con covid, detalló que durante seis meses trataron así al 36% de los pacientes que llegaron con síntomas, 270 mil personas de las que no se sabe qué pasó.

También le espetó: “Pequeño Virrey de las camas vacías y los muertos en casa”.

“Como broche de oro, 73% de los intubados se mueren”, destacó la senadora, quien concluyó su discurso diciendo que a López-Gatell los caracterizan tres aspectos: “ignorancia, incompetencia e ideología”.

Cuando Téllez le entregó el bastón que dijo que era su cetro, López-Gatell no lo aceptó, fue el senador Navarro quien lo tomó y le ofreció una disculpa al subsecretario, quien se veía contrariado aunque el cubrebocas le cubría la mitad del rostro, ya que además de sus gestos, jugaba nervioso con la pluma de tapa azul que sostenía en sus manos.

Cuando tomó por tercera ocasión la palabra, el subsecretario López-Gatell reviró a la senadora respecto a que busca cumplir las expectativas del presidente, al asegurar que “sí, por supuesto y con muchísimo orgullo, porque no son las expectativas de un hombre, son las expectativas de un pueblo”.

Reiteró que en el Sector Salud hubo durante muchos años malversación sistémica, corrupción rampante y abuso de poder, “por eso es sorprendente, pero no inexplicable que hoy haya representantes de esta minoría que haciendo uso de la tribuna”.

Para ese momento algunos senadores ya se habían retirado del recinto, desde el estrado, López-Gatell señaló que había curules vacías, y fue entonces que la senadora Martha Márquez, del Partido Acción Nacional, se levantó de su lugar y le puso gel antibacterial en la mano al subsecretario, quien se sorprendió y sólo se lo untó en las manos.

Cuando Márquez tomó su pancarta con el etiquetado de advertencia para colocarse detrás del subsecretario con las leyendas “Exceso de ineptitud” “Exceso de soberbia”, el senador Navarro expresó que ya no había garantías de civilidad y decidió suspender la reunión. López-Gatell concluyó diciendo “lástima”, mientras recogía sus hojas del estrado.

Por la noche, en su conferencia sobre covid-19, el subsecretario se lanzó contra sus críticas y críticos en el Senado y habló de una minoría parlamentaria y “marginal” la que lo cuestionó. Lo aderezó con conceptos como “disonancia cognitiva”.

¿Qué dijo López Gatell en comparecencias anteriores?

El pasado 27 de mayo, el subsecretario López-Gatell compareció ante la Junta de Coordinación Política, en esa ocasión fue cuestionado sobre el manejo de la pandemia de covid-19 en México, en especial sobre las estrategias implementadas durante estos meses.

Fue en esa comparecencia cuando el subsecretario señaló que en todos los países hay un subregistro de casos y muertes, y defendió su estrategia de sólo hacer pruebas de detección del virus Sars-CoV2 a quienes enferman gravemente.

Días antes, López-Gatell había dado a conocer ante diputados el escenario catastrófico de 60 mil muertes por coronavirus que se estimaban, cifra que quedó rebasada desde hace meses en el territorio nacional.

Fuente: La Silla Rota

Deja un comentario