Las delicias del Poder: parrillada reynosense

La nota se ha leído 2448 veces

Seis densos  y  provocadores anillos de humo, se elevan en  el exclusivo fraccionamiento de ciudad  Victoria. Los conquistadores  que llegaron desde  el valle texano, suelen organizar  fiestas  supremacistas, donde  las flacas  y aceitosas frituras victorenses no tienen cabida.

    Aquí, en estos espacios residenciales, los amados hijos del presupuesto sexenal, han convertido los fines  de quincena en excelsos asados  de cortes angus, el  delicioso brisquet, en competencia con las costillas a la barbacoa.

Nada parece faltar, en estos selectivos  rituales  del fall off the bone, donde las barbacoas ahumadas al mezquite, borran de un brochazo,  la soledad  de  la alta  burocracia tex-mex, en la desolada  y pobretona región centro de Tamaulipas. La mayoría de ellos  son de Reynosa, y los  hay también de Nuevo Laredo.

Y no crea usted que para esto de los cortes  a la alta escuela, son unos improvisados. ¡No señor! Todo lo contrario. Las fiestas del panismo texano en el corazón tamaulipeco, se hacen acompañar por una escenografía  que nos habla  de gourmets caros, con cinco o seis parrillas, y la carne preparada sobre madera de roble. De ahí para adelante,  las  costillas  y las  salchichas, las cebollitas  y las de harina, logran hacer el resto.

Pero….¿quienes son  estos  soberbios personajes del imperio cabecista  que suelen  congregarse en  estos bacanales  del sabor, bañados por el wisky , las beers y uno que otro tequilazo? Se trata obviamente de los compadres, los amigos y los socios que  se encuentran encaramados en puestos claves  de la  actual administración estatal.

Muchos  de ellos  no dan la cara ante los reflectores, y seles considera como el poder tras el trono. No fueron colocados al frente de las secretarías, para  no desgastarlos, sin embargo, se sabe que, son estos  funcionarios de élite, los que  realmente deciden e informan a la primera esquina.

El culto por  la carne  de buena calidad, en la presente administración, se puso de manifiesto, en días recientes, cuando asaron una vaca completa, para organizarles  una comida  a los participantes  de la subasta ganadera.

   La mencionada res, fue  preparada  debidamente y colocada en un gigantesco asador. Aquí, en estos espacios del privilegio,  la ganadería de alto registro, sobre todo, en lo que se  refiere a poner de manifiesto  la abundancia, se expresa en toda su magnitud.

Es   así que, mientras el pueblo llano sigue congregándose como moscas todas las noches  y fines  de semana, en torno a  los de tripa  y  bistec,  los grupos  ricachones  de la nómina texana,  se mueven en esferas muy diferentes. Es muy claro que los conquistadores  reynosenses saben muy bien que, dadas las características  de su poderío, es muy  probable que  solamente reinen un sexenio.

Pero, eso parece no importarles, pues por ahora, ellos son los amos de Aguayo, hasta  donde han arribado para imponer  su dominio. Son los que patean los traseros  de los  de abajo y  los someten  a las condiciones laborales más injustas  de la historia oficial.

No es fortuito que  las demandas  laborales  se hayan incrementado en más  de un 400 por ciento, y que todos estos expedientes, no estén siendo atendidos, pues  el plan es heredarselos a quienes  lleguen a palacio, en el 2022.

   Los saraos  de los suculentos  cortes  texanos, siguen celebrándose  puntualmente, y sin excusas.

Mientras tanto, otros   escenarios,  alimentan las  llamas  del descontento social: desempleo,pobreza e inseguridad; ausencia de inversiones y  pequeñas y medianas empresas  lastimadas  y casi  extinguidas  por la falta  de condiciones  para que los tamaulipecos puedan  trabajar, en un ambiente de paz social.

—–UN ÉXITO LA FERIA——-

 Por lo que sabemos, la reciente  feria estatal, resultó un éxito para sus organizadores, con entradas  record. Si analizamos el tema de manera rigurosa, nos damos cuenta que  la calidad de los artistas, tampoco se puede calificar como fuera de serie, sin embargo, las familias  del centro  tamaulipeco, están deseosas de diversión, y creo que la encontraron.

Una gran parte  de la buena calidad  de éste evento, tiene  mucho que ver con la  gran infraestructura de que dispone el pueblo de Tamaulipas. No todos los estados  tienen  el espacio que los tamaulipecos tenemos, para  disfrutar  de esta importante fiesta colectiva.

¿Alguien se acordará  de los tiempos en que esta obra pública, hoy patrimonio  de la cultura urbana tamaulipeca, fue construida? No vamos a decir nombres. Pero, los ciudadanos tienen memoria.

——COBRARA GOBIERNO A FEDERACIÓN, 400 PESOS POR CADA MIGRANTE—

  Tamaulipas  se prepara para recibir a la caravana de  migrantes  centroaméricanos. Los costos, según una funcionaria estatal, de nombre Gloria Garza  Jimenez, serán  entre  200 y 400 pesos diarios, por persona. Sobre todo esta última cifra, algunos mal pensados han empezado a preguntarse, si, les van a poner aire  acondicionado y les van a dar cortes angus a cada uno de ellos.

Deja un comentario